Empate a solidez

Se presentaba el partido frente al Málaga como una oportunidad de acercarse al líder y albergar alguna esperanza de cara a ganar la Liga. También era una oportunidad de mantener distancias con el Madrid y de dejar prácticamente sellada la clasificación a Champions.

Se presentaba el partido frente al Málaga como un partido duro ante un buen rival y con dos bajas muy importantes en la medular. Sin Gabi el equipo es otro, su presión por todo el campo y sus ayudas dotan al equipo de una seguridad y una mordiente que sin él desaparece. Sin Tiago el equipo pierde jerarquía y capacidad a la hora de sacar el balón. El primero tuvo su recambio en Koke. El canterano está en muy buena forma pero sus capacidades no son las mismas que las de Gabi y ocupando su posición pierde parte de su potencial. El segundo fue suplido por Mario Suárez, reñido con el mundo desde hace algún tiempo y que parece querer demostrar mucho en poco tiempo. Con ambos el equipo perdió un punto de presión en el centro del campo que mientras que estuvo Diego Costa en el campo se mantuvo, pero que sin él desapareció.

Diego Costa el nuevo enemigo público/Foto.Atlético de Madrid

Diego Costa el nuevo enemigo público/Foto.Atlético de Madrid

Se presentaba el partido frente al Málaga como una oportunidad de dejar atrás una estadística negativa. El Atleti no gana a un rival en puestos Champions lejos del Calderón desde 2008. La última victoria fue frente al Sevilla en el Pizjuán. Síntoma del nivel del equipo años atrás.

En el partido se pudo ver la solidez defensiva de ambos equipos. No sólo en el resultado sino en las pocas ocasiones claras que se concedieron. El Atleti fue mejor pero no aprovechó las oportunidades que tuvo. El equipo rojiblanco llevó todo el peso del encuentro y maniató al Málaga pero no encontró la manera de perforar la meta rival. Falcao y Diego Costa apenas tuvieron espacios lo que obligó a los medios rojiblancos a probar suerte desde fuera del área. Tampoco así lograron sorprender a Caballero.

En el partido se pudo ver que la plantilla del Atleti está formada en su mayoría por jugadores con más oficio que calidad lo que hace que en días como ayer en los que la defensa rival es infranqueable el equipo no tenga recursos para solventar  la situación. Arda está inmerso en un bache de juego, Koke estaba demasiado lejos del área y Adrián sigue empeñado en demostrar que lo del año pasado fue un oasis en medio de su carrera.

Once titular del Atleti ayer en La Rosaleda

Once titular del Atleti ayer en La Rosaleda

Tras el partido el aficionado colchonero se quedó con mal sabor de boca. El empate sabe a poco a la vista del partido realizado. Al menos en un hipotético caso de empate a puntos col el Málaga se le tiene ganado el golaverage.

Tras el partido el Atleti termina la jornada 26ª peor de lo que la empezó. Apenas recorta un punto al líder mientras que su perseguidor, el Madrid, le recorta dos, y mantiene 14 puntos de distancia, un mundo, con el cuarto. Quedan 12 jornadas hasta el final. Hay que tener ambición por ser segundos. Hay que soñar por llegar al primer puesto. Pero sobre todo hay que reconocer el valor que tendría, en el peor de los casos, ser terceros. Tras más de 17 años sin alcanzar una cota tan alta sería la decimotercera vez en la historia del club que el Atleti es tercero al final de una Liga. Su puesto liguero más repetido. Pero eso sería en el peor de los casos.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s