Un empate para seguir soñando

Comenzó el encuentro vivo, rápido, justo como es el Atlético de Madrid cuando se lanza en busca del gol, pero pronto el Barça se sacudió la presión y se hizo con el control del esférico mientras trataba sin éxito de flanquear el muro defensivo rojiblanco. Así, sólido en defensa y eléctrico en ataque era como Simeone pretendía doblegar al conjunto azulgrana. No lo consiguió, pero no se puede decir que fracasara. El empate mantiene al Atleti en la lucha por el título.

Mientras que el Tata Martino dejó a Messi y Neymar en el banquillo, el Cholo salió con su once de gala. En el Barça lucieron Pedrito y la defensa, en el Atleti brillaron Arda y la defensa. El turco es un violinista en un grupo de percusionistas. Su partido fue cercano al sobresaliente. Desde los primeros minutos cuando desde la banda regateó a Alba y llegó a la linea de fondo para poner un centro que despejó Piqué hasta el pitido final, el diez rojiblanco dejó muestra de su calidad y de su sacrificio. Además de Arda, Diego Costa fue el otro activo colchonero en ataque. El hispanobrasileño aún no ha visto portería en este 2014, pero su pelea y su garra no ha disminuido un ápice. Los goles volverán. Su acompañante en ataque, David Villa completó otro mal partido. No  se puede decir que el asturiano no se deje todo en el campo, pero parece obvio que el trabajo que exige el Cholo merma su capacidad de cara a la portería rival.

Tifo con el que el Frente Atlético recibió al Barça./Foto:ATM

Tifo con el que el Frente Atlético recibió al Barça./Foto:ATM

El partido se disputó al ritmo del Atleti aunque la posesión era del Barça. Si el equipo rojiblanco apretaba en campo contrario y buscaba con ahínco la portería de Valdés, el juego era rápido y vibrante. Si por el contrario esperaba cerrado en su propio campo el ataque azulgrana, el juego era más pausado. Ni la entrada de Messi y Neymar tras el descanso supuso un vuelco en  el tumbo del partido. Los porteros resolvieron con solvencia el poco trabajo que tenían. Es cierto que el delantero argentino del Barça, en las contadas ocasiones que tocó el balón generó bastante peligro, pero ni siquiera en el arreón final la afición local temió por el resultado.

El empate deja un punto más en casillero rojiblanco y acaba la primera vuelta con cincuenta puntos. El objetivo, ser terceros, está más cerca. El sueño, ganar la Liga, también.

Anuncios

Un pensamiento en “Un empate para seguir soñando

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s