Primera derrota

Llegó la primera derrota de la temporada para el Atleti. Llegó en uno de esos campos donde se puede perder y de una manera que tiene mucho de fortuita y algo de inmerecida. El Atleti mereció más pero el Valencia tuvo más pegada.

Faltó el gol

Si uno mira las estadísticas del partido de ayer del Atleti no acierta a explicarse como no consiguió marcar ni un solo gol. Si uno vio el partido se lo explica. El asedio del Atleti estaba falto de pólvora. O mejor dicho, la tenía mojada. Al contrario que el Valencia que se encontró un gol de Soldado que le puso el partido de cara y a partir de ahí se dedicó a frenar las embestidas rojiblancas. Finalmente cuando el partido se acababa Váldez apuntilló las escasas ya esperanzas rojiblancas de lograr el empate. El Atleti jugando bien y sin fisuras cedió una derrota. Huele que serán pocas.

Falcao ayer no encontró la porteria rival. /Foto Atlético de Madrid

Sensaciones positivas

Pese a la derrota las sensaciones que transmitió el equipo durante el partido y, después de él, los jugadores con sus declaraciones dejaban ver que la derrota no tiene porque ser el fin del actual nivel competitivo sino un aspecto más de él. A veces se lucha y no se gana. A quien todo da no se le puede pedir más. A quien sí hay que pedirle una reflexión es al Cholo. Tiago no está para ser titular en partidos importantes y sin Mario, Gabi tiene que cubrir más parcela de terreno lo que le acarrea un cansancio mayor que repercute en su frescura para tomar decisiones con el balón en los pies. Eso ayer se notó. Tiago sólo debe jugar ante rivales menores y en partidos medianamente solventados o sin intensidad. Esta lejos del Tiago de otras veces.

Otro detalle importante es la cada vez mayor aportación de Adrián. Se va pareciendo al Perfect7 del año pasado. El Atleti le necesita. Sin él solo Arda crea fútbol ya que Emre, en partidos intensos, es presa de su físico y pierde capacidad de creación. Esperemos que su vuelta definitiva llegue pronto.

Anuncios

Previa Valencia vs Atlético de Madrid

El Atleti visita este sábado uno de los campos más difíciles del fútbol español; Mestalla. Y al Atleti se le da especialmente mal. Basta con ver las estadísticas para darse cuenta de ello. Sólo 18 victorias en Liga en toda la historia. Dos en los últimos veinte años, ambas por idéntico resultado, 0-1. La última de ellas en la temporada 2002/2003. Es cierto que en Europa League el año pasado el Atleti venció en Mestalla con gol de Adrián así como en la temporada del doblete se impuso por 3-5  en las semifinales de Copa del Rey. Aquel partido se me grabó a fuego. El Atleti remontó un 2-0 al descanso. Maravilloso.

Rival directo

A pesar de lo que pueda decir la clasificación liguera, el Atleti está 14 puntos por delante, el Valencia es uno de los rivales directos por hacerse con una plaza de UCL. Ganar en Mestalla sería un golpe casi definitivo. Para quien sería prácticamente definitivo sería para Pellegrino que podría ser cesado a causa del mal arranque liguero del equipo valencianista, tres victorias, dos empates y cuatro derrotas, habiendo marcado once goles y habiendo recibido doce. Quizá sea la defensa el lugar por donde este Valencia mayores problemas tenga. Veremos si el Atleti es capaz de aprovecharlo, ya sea a través de Falcao, que busca aumentar su racha goleadora, o de alguno de los demás goleadores del equipo.